Actitud-positiva

Técnicas para mantener una actitud positiva

Una de las características de los líderes es su capacidad de ver oportunidades en donde otros ven problemas, lo que es igual a decir que le encuentra el lado positivo a todo. Sin embargo, hay día en los cuales este entusiasmo merme, o que la pasión por el proyecto llegue a niveles muy elevados que bloqueen la sinergia del equipo.

Para esos días, que todos los seres humanos llegamos a experimentar en algún momento, existen técnicas para mantener la actitud positiva. Una actitud positiva no solo logra que las ideas fluyan y que el equipo de trabajo se complemente a cabalidad, sino que además permite que la labor realizada sea más efectiva.

En busca de esa efectividad muchos líderes y emprendedores han desarrollado su propia técnica. Es decir, no existe un patrón único, ni una sola fórmula o técnica para mantener una actitud positiva, sino que existen muchísimas y cada una de ellas se acopla a la personalidad de cada quien. Veamos algunas de ellas y su efectividad

Mantener una actitud positiva

1.- Conócete a ti mismo: Cuando ya sabes lo fuerte y lo frágil que puede ser, entonces puedes empoderarte de tus acciones; empatizar con las demás personas; liberarte de los paradigmas incompletos sobre ti y los demás, puedes estar en paz y al estarlo dejar espacio para tener una actitud positiva.

2.- Enfócate: Escribe notas o afirmaciones positivas que te ayuden a enfocarte en lo que deseas alcanzar. Palabras que te alimenten el ánimo y se conviertan en tu filosofía de vida. Estas te ayudarán a enfocarte siempre en lo positivo de casa situación. Lo cual le mantendrá con una actitud positiva siempre.

3.- Rodéate de personas positivas: Si bien la inteligencia emocional puede servir de ayuda para tratar con personas tóxicas, estar rodeadas de ellas las 24 horas del día los 7 días a la semana puede ser agobiante para cualquier ser humano. Rodearte con personas positivas te ayudarán a mantener transparente el cristal con que lo veas el mundo. Te llenará de energía y siempre habrá un flujo constante de energía positiva que potencialice su actitud positiva.

4.- Crea un ambiente agradable: Si la vida te da limones, prepara una buena limonada. Eso quiere decir que ante las adversidades mantén la calma y trata de crear un ambiente que no permita que te desmotive. Cuando sientas que ese momento se acerca, escucha música, cuenta un chiste, busca vídeos graciosos en Internet, comparte con tus amigos, ríe un poco. A veces solo basta tener la disposición de crear un ambiente positivo que contrarreste cualquier otra situación para que todo vuelva a la normalidad.

5.- Recuerda porque lo haces: Rememorar tus motivaciones, el sentido real por el cual has decidido ser un líder y emprender, siempre es un buen indicio para mantener la actitud positiva. Desde el momento que se inicia la aventura de ser emprendedor se sabe que existirán riesgo, pero eso nunca mermaran el deseo por conquistar el éxito. Y solo eso basta para mantener una actitud positiva.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *